24 abr. 2009

Contra el Sida, asociarse.



Gais Positius, juntos y solidarios.
Artículo de: R. Tosoni

Una de las características de las que pueden enorgullecerse Barcelona y Cataluña, (territorio en el que vivimos) es sin duda de la riqueza de su tejido asociativo. Desde hace siglos ha constituido una red social que pudo tener su origen en los gremios de los artesanos, para dar paso a un asociacionismo que permitió y permite, a quienes carecen de derechos o a quienes por cualquier causa se los menoscaban o se los conculcan,  a unirse con la finalidad de protegerlos y/o de luchar por ellos.

Esta larga tradición plasmada en la edad media en el "Consell de Cent" (primer atisbo de un parlamento europeo) mantuvo una continuidad que alcanza hasta nuestros días. Fue así como, por iniciativa popular, se fomentó que sus ciudadanos pudiesen organizarse a través de foros culturales, deportivos, sindicales y/o cooperativos para defender sus posiciones. Ni siquiera el franquismo con su espeso manto de represión fue capaz de acabar con ella.

Por tanto no es casualidad que Gais Positius se haya constituido en esta ciudad y nos movamos en este marco jurídico. Somos conscientes de que como gays hemos alcanzado una plena igualdad legal si bien estamos todavía lejos de lograr una plena igualdad social. También sabemos que por ser seropositivos al VIH, nos enfrentamos a un doble estigma discriminatorio. Fue por eso que nos asociamos. Para dotarnos de instrumentos que nos permitiesen dar a conocer nuestra realidad, para defender nuestros derechos y hacer valer nuestras reivindicaciones.

Son más de 20 años en los que, a pesar de esta doble circunstancia adversa, hemos tejido una red de apoyo mutuo y complicidades que nos permite prestarnos servicios y luchar por nosotros mismos. Así hemos denunciado de todas las formas posibles una realidad que puede resultar poco conocida incluso para quienes deberían ayudarnos a poner coto a las distintas situaciones que nos toca vivir. El estigma de ser gays y seropositivos es el único motivo que nos une y hemos batallado y seguiremos haciéndolo por la obtención de derechos tan dispares como podrían parecer, a simple vista, el del matrimonio y el de poder acceder a una muerte digna.

Somos conscientes de que aún hoy en día nos queda mucho por hacer. Seguimos y seguiremos luchando para no ceder ni un ápice en la defensa de nuestros derechos constitucionales. De momento, nuestra más ferviente reivindicación es que, simplemente, no se nos estigmatice. 

Estos valores y el entorno logrado caracterizan a Gais Positius asociación de la que nos sentimos orgullosos de formar parte.

Enlace a la página de Gais Positius: www.gaispositius.org

No hay comentarios: