4 may. 2009

La farmacia del hospital.



Servicio de farmacia en el hospital.

Por Mª Elena del Cacho - Farmacéutica.
Esta profesional es madre de tres hijos y se graduó en farmacia hace 22 años. Desde la Oficina de Farmacia del Hospital Clínico de Barcelona, ha llevado varios estudios de antirretrovirales nacionales y ha colaborado con otros centros y hospitales en estudios internacionales. 

Artículo publicado en la revista Zero en 2005.

El día a día.
Hace ya catorce años que tengo la oportunidad de trabajar con personas seropositivas y eso me ha abierto la posibilidad de conocer a muchos de ellos. Mis primeras aproximaciones a quienes atendía produjeron en mi interior mil y una preguntas y muy pocas respuestas.  Sin embargo el día a día, las conversaciones, las escuchas, el que me hayan hecho partícipe de sus buenos y malos momentos, de los miedos a venir hasta el hospital, a los efectos indeseables de la  medicación, a los posibles cambios físicos que pueda generar, a la maternidad o paternidad y en especial al futuro, etc., me han servido para procurar estar siempre a la altura. Valoro en toda su dimensión el esfuerzo diario que representa la toma de los medicamentos, a pesar de que algunas veces el cuerpo proteste. Envidio el buen humor de muchos de los que entran en la farmacia, y que hace que sin darme cuenta también el mío cambie, y lamento quedarme a veces sin las palabras adecuadas para poder hacerles llegar mi estima y mi apoyo. No obstante, estoy segura de los lazos que se han creado en ese dar y recibir mutuo. El trabajo del farmacéutico de hospital consiste, en ofrecer aquellos elementos que están a nuestro alcance para que puedan ayudar a la mejora y continuidad de la toma diaria de la medicación. 

Trabajo en equipo.
Se hace de forma conjunta con un equipo, mediante el que procuramos estar al día en todo lo referente a los antirretrovirales,  combinaciones de tratamientos, posibles efectos adversos y a las interacciones con otros medicamentos o productos naturales. Siempre estamos en estrecho contacto con los médicos y también colaborando en muchos de sus estudios. La proximidad y el trabajar con los mismos medios ayudan a que la atención resulte complementaria. En la bibliografía médica encontramos muchas referencias que inciden, en que uno de los factores determinantes que afectan al paciente en la toma diaria del tratamiento antirretroviral, es la sensación de soporte que puedan percibir.  Nosotros somos esos profesionales con los que se relacionan en la farmacia después de cada visita médica, cuando ya conocen los resultados de su analítica; de esa analítica que siempre preocupa tanto, que a veces impide que les expongan al médico todas las inquietudes que surgen en el período que pasa entre dos visitas. 

La adhesión al tratamiento.
Al empezar un tratamiento o al cambiarlo, los  medicamentos pueden resultar desconocidos al igual que la forma de tomarlos, y esto genera inquietud. Es entonces y desde el Servicio de Farmacia donde se refuerza la información que el médico ha dado, con material gráfico y escrito en un lenguaje sencillo, de manera que pueda ser tenido como punto de referencia. Desde luego que el soporte no es exclusivo de nadie por ello, médicos, enfermeras, psicólogos, psiquiatras y farmacéuticos realizamos un trabajo en común que tiene como único objetivo el  mejorar el estado de salud de los pacientes.

No hay comentarios: