3 oct. 2011

VIH Sida Cuidate En Positivo.- Pacientes coinfectados con VIH y hepatitis C. 08-03-2010




La mayoría de pacientes con VIH y hepatitis C no reciben tratamiento para ésta última.

Publicada el 08-03-2010

Más de la mitad de los pacientes coinfectados con VIH y hepatitis C en España no reciben tratamiento para esta última enfermedad porque su médico "no lo considera importante" o porque el paciente sufre "problemas psiquiátricos o comorbilidades asociadas", según el doctor Vicente Soriano, investigador de Enfermedades Infecciosas del Hospital Carlos III de Madrid y coordinador del 'Forum Coinfección', celebrado el sábado en Madrid.
Cerca de un tercio de los 130.000 pacientes infectados por VIH en España tiene también hepatitis C y a diferencia de lo que ocurre en Estados Unidos --donde este colectivo pertenece mayoritariamente a estratos sociales bajos y con problemas de drogadicción o alcoholismo-- en España, según el doctor Soriano, "la mayoría son personas de 45 años de media, que ya no son drogadictos y de las que controlamos su VIH pero no su hepatitis C".
Para este experto, la tendencia de infratratar la hepatitis C en los pacientes con VIH "es necesario revertirla cuanto antes", ya que los coinfectados también se pueden curar. "Lo que intentamos es controlar primero la infección por VIH con medicación antirretroviral y luego tratar la hepatitis C (...) Tenemos la suerte de que una proporción de los pacientes coinfectados, que puede ser de un 25 por ciento, tiene genotipo 3, lo que permite responder mejor al tratamiento", apuntó.
En este sentido, el experto resaltó que, en los últimos meses, se ha producido una revolución en el campo del manejo de los pacientes VIH que padecen hepatitis C gracias al tratamiento con interferon pegilado y ribavirina, una opción probada ya en 3.000 pacientes a través de un método nuevo denominado 'Genome Wide Association Studies' (GWAS).
"En este estudio se analizó todo el genoma humano y se identificó un gen frecuente sólo entre los enfermos que se curaron de la hepatitis C", explicó Soriano, quien comentó que, a partir de este descubrimiento y tras su publicación en 'Nature', comenzó a aplicarse en otros pacientes con hepatitis C.
De hecho, el Hospital Carlos III colaboró con el grupo de expertos americanos que descubrieron esta nueva técnica con el análisis de 164 pacientes coinfectados. "Los pacientes que tienen el polimorfismo en la interleuquina 28B se curan hasta cuatro veces más que los que no lo tienen, con independencia del sexo, la edad, el genotipo, cirrosis", indicó este investigador, tras hacerse públicos los resultados.
A su juicio, "el futuro en el tratamiento de estos pacientes reside en la combinación de interferon pegilado y ribavirina junto con los nuevos agentes antivirales que están en las últimas fases de desarrollo clínico, así como en la utilización de marcadores genéticos, entre los que destaca la interleuquina 28B".
"Todos los avances que se están produciendo y los que se esperan a corto o medio plazo obligan a que el médico tenga la información lo más actualizada posible, no sólo por el interés académico sino por su repercusión en los pacientes", aseveró.

No hay comentarios: