17 oct. 2013

VIH Sida Cuídate en Positifo - Se inauguró la XIV Conferencia Europea de Sida.



EACS 2013: Arranca la Conferencia Europea del Sida
EATG y EACS alzan la voz contra las leyes que discriminan al colectivo LGTB en Rusia y sus consecuencias en la prevención y el cuidado del VIH
Juanse Hernández, desde Bruselas (Bélgica) - 16/10/2013
Ayer se inauguró la XIV Conferencia Europea de Sida, organizada por la Sociedad Clínica Europea del Sida (EACS, en sus siglas inglés). Este encuentro científico bianual reúne a 3.500 delegados, entre investigadores, médicos, activistas y representantes de la industria farmacéutica, para debatir y compartir las novedades en la investigación clínica del VIH y el control de la epidemia en Europa.

Bruselas acogerá hasta el próximo sábado este encuentro científico, que este año coincide con la celebración del 25 aniversario de la Sociedad Clínica Europea del Sida. La elección de la capital belga como sede de la conferencia no ha sido casual; en el año 1987 se celebró en esta ciudad la primera edición de la EACS.

A lo largo de cuatros días, tendrán lugar ponencias magistrales plenarias, encuentros con expertos y la presentación de los resultados de más de 800 estudios procedentes de más de 70 países.

Durante la conferencia de prensa, previa a la sesión de inauguración, expertos y representantes de la comunidad han ofrecido las claves para entender las dificultades en la respuesta al VIH en Europa, una epidemia que se ha convertido en un importante problema de salud pública en toda la región (entendida ésta, según la definición de la Organización Mundial de la Salud, como la suma de 53 países). No obstante, la naturaleza de la epidemia varía significativamente entre países y subregiones. El uso de drogas inyectables constituye la principal vía de transmisión del VIH en Europa del Este y Asia Central, de la misma manera que lo fue en el pasado en algunos países del sur de Europa. Así lo ha puesto de manifiesto Michel Kazatchkine, enviado especial del Secretario General de las Naciones Unidas para el VIH/Sida en Europa del Este y Asia Central.

En Europa occidental y cada vez más en algunos países de Europa Central, los hombres que practican sexo con otros hombres (HSH) presentan una mayor vulnerabilidad a la infección por VIH. Asimismo, se están produciendo un número considerable de diagnósticos de VIH en Europa occidental entre las personas que han emigrado de países con alta prevalencia, en particular del África subsahariana. Además, continúa siendo muy alto en la región europea el número de personas con VIH que desconocen su estado serológico, así como también la tasa de personas que son diagnosticadas en una fase tardía de la infección.

Aunque la introducción del tratamiento antirretroviral y su paulatina extensión por toda la región europea han permitido reducir de forma significativa las tasas de mortalidad asociadas al sida, los grandes avances conseguidos en el control de la enfermedad podrían sufrir un grave retroceso como consecuencia de la crisis económica que está afectando a Europa y, en especial, a los países de sur.
La exclusión de las poblaciones vulnerables al VIH (como las personas inmigrantes en situación administrativa irregular) de los sistemas sanitarios públicos, y/o los recortes que se están produciendo en los programas de prevención y control de la infección por VIH podrían suponer un cambio de rumbo en la respuesta a esta epidemia en toda Europa.


No hay comentarios: